Barba de Soto era el pirata más feroz y temible del Eresma y el Clamores. Decían que en sus asaltos y abordajes por todo el mundo había conseguido reunir un tesoro fabuloso, el mayor que se conocía. Como buen pirata, Barba de Soto no se fiaba de nadie, enterró su tesoro en una isla.

¿Quieres intentar encontrarlo?